Publicidad
Suscríbete

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

China comienza a perder el encanto para empresas de EU

Directivos de firmas dicen que han comenzado a trasladar sus cadenas de suministro a otras partes de Asia y están vendiendo hacia otros países.
jue 05 diciembre 2019 05:28 AM
Empresas estadounidenses cadenas de suministro China
La guerra comercial no solo afecta a las grandes compañía de EU; las medianas buscan mercados para compensar lo que no pueden vender a China.

Empresas estadounidenses de primera categoría, como Caterpillar y Deere, y compañías de consumo como el gigante de los juguetes Hasbro y el fabricante de Roomba, iRobot, han sido duramente afectadas por las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China.

Pero muchas empresas estadounidenses de tamaño mediano se están dando cuenta de que necesitan diversificarse de China y ya han comenzado a tomar medidas.

Publicidad

Las empresas del mercado mediano han comenzado a trasladar sus cadenas de suministro a otras partes de Asia y están vendiendo más a otros países para compensar lo que no pueden vender a China.

Eso de acuerdo con una encuesta publicada el miércoles por el banco regional Umpqua de Portland, Oregon.

Umpqua encuestó a 550 ejecutivos de empresas con ventas anuales de entre 10 millones de dólares (mdd) y 500 mdd en octubre y descubrió que el 72% reportó niveles de incertidumbre sobre el futuro de sus negocios debido a la tensión comercial con China.

Como resultado, más de la mitad dijo que está buscando diversificar sus cadenas de suministro, tanto a nivel nacional como a otros mercados internacionales.

Y casi el 20% de los encuestados dijo que está buscando nuevos clientes en otros mercados, principalmente en Europa y otras partes de Asia, América Latina y Estados Unidos.

Lee: China tiende una rama de olivo en su guerra comercial con Estados Unidos

Dale Darling, fundador y presidente de Summit Premium Tree Nuts, un cliente de préstamos comerciales de Umpqua, dijo a CNN Business que, hasta hace unos años, China era el mercado más grande de la compañía.

Pero los aranceles han cambiado eso. El impuesto chino sobre las almendras y otras nueces importadas de Estados Unidos aumentó del 15% al ​​50%, dijo Darling. Así que Summit tuvo que buscar nuevos clientes rápidamente, y ha compensado las ventas perdidas a China vendiendo más almendras, nueces, pecanas y avellanas a India, Medio Oriente y España.

Las empresas medianas pueden responder más rápido

El director de banca de Umpqua, Tory Nixon, dijo que las empresas medianas como Summit son más ágiles que las empresas más grandes de Fortune 500.

Publicidad

Por lo tanto, no le sorprendió saber que algunos de los clientes corporativos del banco buscan otros países para fabricar sus productos y que están apuntando a nuevos mercados finales para ellos.

Nixon agregó que la decisión de diversificarse más allá de China tiene menos que ver con la política y la guerra comercial y se relaciona más con las menores ventajas de fabricar productos en China.

“El costo de la mano de obra ha aumentado en China durante años y también ha habido algunos problemas de control de calidad”, dijo Nixon.

Darling comparte esa valoración. Incluso antes de la guerra comercial del gobierno de Trump, China ha estado sometiendo a los agricultores estadounidenses a extensas inspecciones, regulaciones y controles personalizados.

“Ha habido más obstáculos con China. También tomaba más tiempo recibir los pagos”, dijo Darling. “China ya había complicado las cosas, pero ahora la guerra comercial lo está intensificando”.

Lee: Las negociaciones comerciales entre EU y China se congelan

Por ello, las empresas medianas deben mantenerse ágiles. Nixon dijo que este sector puede moverse más rápidamente que sus rivales más grandes porque sus presidentes ejecutivos, directores financieros y otros ejecutivos de alto nivel tienen un conocimiento más detallado de sus organizaciones.

“Hay un mayor énfasis en la eficiencia y en la necesidad de tomar buenas y sólidas decisiones comerciales”, agregó. “Cada centavo importa. Se trata menos de política y más de comercio”.

Aun así, Nixon dijo que estaba sorprendido por un hallazgo de la encuesta del banco: muchas empresas medianas dijeron que están ansiosas por adoptar a Europa como un cliente mayor para ayudar a compensar las ventas perdidas de China.

Nixon especuló que las empresas estadounidenses todavía ven a Europa como una región relativamente estable que está más cerca que Asia para muchas de ellas. Y eso podría compensar las preocupaciones sobre el brexit y el lento crecimiento en Alemania.

Publicidad
Coronavirus_header desktop Home Expansión
¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad