Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Miles de brasileñas se manifiestan en oposición a Jair Bolsonaro

Los contingentes, formados por campesinas y mujeres indígenas, volvieron la tradicional Marcha de las Margaritas en Brasilia en un acto de protesta contra el presidente.
mié 14 agosto 2019 01:55 PM
March of the Daisies, calling for equal rights for women working in rural areas and forests, in Brasilia
Las organizadoras aseguran que 100,000 personas asistieron a la manifestación. Se trata de la mayor protesta en contra de Bolsonaro desde que tomó posesión del cargo.

Decenas de miles de mujeres, sobre todo indígenas y campesinas, resucitaron este miércoles a la oposición en Brasilia con una multitudinaria manifestación contra las políticas del gobierno del presidente Jair Bolsonaro.

Las mujeres convirtieron la tradicional Marcha de las Margaritas, un acto en defensa del campo y los derechos de las mujeres que se celebra cada cuatro años, en en una enorme protesta contra el político de ultraderecha y de la liberación del ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva.

Publicidad

Las organizadoras aseguran que 100,000 personas asistieron a la manifestación. Las autoridades policiacas redujeron la cifra a 20,000 asistente. En cualquier caso, se trata de la mayor protesta en contra de Bolsonaro desde que tomó posesión del cargo, el 1 de enero.

La protesta reclamó al gobierno por sus políticas de flexibilización de agrotóxicos y por los proyectos de Bolsonaro de abrir tierras indígenas o zonas protegidas de la Amazonia a la explotación minera. En este bosque tropical se asienta la mayoría de las reservas indígenas.

Muchas mujeres indígenas que marcharon el martes para denunciar la agenda de Bolsonaro en sus tierras, se sumaron a la procesión de las campesinas.

Marchar por sus derechos, lideresas indígenas de Brasil convocan a protestar

Las manifestantes también condenaron el "machismo" que le atribuyen a Bolsonaro, quien tiene un largo historial de declaraciones de corte racista u homofóbico y que es un franco adversario del feminismo.

La columna recorrió la Explanada de los Ministerios hasta las cercanías del palacio presidencial de Planalto, con pancartas en defensa de "la soberanía popular" y por un Brasil "libre de violencia" y coreando "Lula libre", en reclamo de la liberación del exmandatario de izquierda (2003-2010), que desde abril de 2018 purga 8 años y diez meses de cárcel por cargos de corrupción que él niega .

Publicidad

La mayoría de las participantes cargaba flores y vestía sombreros de paja y ropas moradas, color símbolo de la manifestación.

"Vivimos tiempos difíciles con un gobierno que nos ataca de forma continua (...). Estamos perdiendo derechos conquistados con mucha lucha", dijo a la agencia AFP Juliana Joucoski, una profesora de 43 años de Curitiba, una ciudad del sur de Brasil.

"Las mujeres están en el foco de toda la violencia en Brasil", afirmó por su lado Fabiana Nascimento, quien acudió a la concentración con margaritas de papel en las manos. El país sudamericano es muy afectado por la violencia doméstica.

Recomendamos: Bolsonaro dice que buscará conciliar desarrollo económico y medio ambiente

"Es necesario decir 'no' a cualquier política que destruya derechos públicos. La situación en el campo empeoró (...) Nunca tuvimos un presidente tan poco respetuoso de la educación", enumeró.

Marcha de las margaritas
La mayoría de las participantes cargaba flores y vestía sombreros de paja y ropas moradas, color símbolo de la manifestación.

Publicidad

Lula da Silva, un símbolo del campo progresista, se sumó a la manifestación a través de una carta que envió desde su celda y fue leída por el excandidato presidencial Fernando Haddad, derrotado en las urnas en octubre de 2018 por Bolsonaro.

"Las mujeres de nuestra tierra volverán a ser respetadas y el odio no vencerá al amor, el miedo no vencerá a la esperanza y la grosería no vencerá a la solidaridad", escribió Lula en la carta, leída frente a las mujeres concentradas en ese momento a las puertas de la sede del Parlamento.

Lula afirmó que durante su gestión y la consecutiva de Dilma Rousseff, destituida en 2016 por irregularidades fiscales, se estaba "comenzando a construir un país mejor, con inclusión social, democracia, libertad de pensar, de hablar y de organizarse".

Es la tercera protesta en Brasilia en dos días. Aparte de las margaritas y las indígenas, el martes hubo una manifestación contra los bloqueos presupuestarios en la educación y la reforma del sistema de jubilaciones .

Las protestas fueron convocadas en momentos en que la popularidad del presidente Bolsonaro está a la baja, según diversas encuestas que le adjudican un apoyo de cerca del 30% de los brasileños, tras apenas siete meses en un cargo que asumió con un respaldo superior al 55%.

Con información de AFP y EFE

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad