Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

OPINIÓN: Macron quiere ser el líder de un mundo libre

Con un discurso sensato, el presidente francés se propuso colocarse, incluyendo a Francia, en el centro de todo al condenar enfáticamente el aislacionismo de Reino Unido y EU, comenta Sam Kiley.

Nota del editor: Sam Kiley es corresponsal internacional senior de CNN. Las opiniones en esta columna pertenecen exclusivamente al autor.

(CNN) - Debió haber sido vergonzoso. La líder del país que pintó de rojo imperial gran parte del mundo prometiendo condonaciones fiscales a las grandes empresas para compensar su salida del principal bloque comercial del mundo.

Se les perdona a los empresarios estadounidenses que escuchaban a la primera ministra de Reino Unido, Theresa May, que hayan dado muestras de vergüenza mientras hacía promesas imposibles de cumplir, como si fuera un vendedor de autos usados, en el marco de la Asamblea General de Naciones Unidas, que se lleva a cabo esta semana en Nueva York.

Donald Trump, presidente de Estados Unidos, no se mostró tan mesurado. Cuando afirmó que los logros de su administración podrían ser los mayores de la historia de su país, los líderes mundiales se carcajearon.

Lee: Las escuelas en Francia expulsan a los celulares y tablets

Ambos espectáculos revelan el continuo repliegue anglosajón en los asuntos internacionales.

Publicidad

Movidos por el voto populista británico para abandonar la Unión Europea y el rechazo igualmente populista de Trump al "globalismo", parece que Reino Unido y Estados Unidos están condenados a hacerse un daño vergonzoso.

Aquí entra en escena Emmanuel Macron. El joven modelo de la Tercera Vía se propuso claramente para ocupar el puesto vacante de “prefecto mundial”.

OPINIÓN: A un lado, Macron, Trump ya tiene un nuevo mejor amigo en Europa

Con un discurso sensato, Macron se propuso colocarse —a sí y a Francia— en el centro de todo al condenar enfáticamente el aislacionismo de Reino Unido y de Estados Unidos.

"Solo la acción colectiva permite que se mantenga la soberanía y la igualdad de las personas en cuyo nombre actuamos. Esta es la razón por la que debemos tomar medidas contra los desafíos climáticos, demográficos y digitales. Nadie puede superarlos por sí solo", comentó Macron.

El gobierno de Trump es alérgico a la Corte Penal Internacional, que persigue los crímenes internacionales (y ha amenazado con acabarla). Como secretaria del Interior de Reino Unido, Theresa May se sintió frustrada muchas veces con el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (una creación de la posguerra, en gran medida británica) cuando el órgano defendía los derechos de los prisioneros y los terroristas.

OPINIÓN: Trump arremete contra Macron, su último amigo en el G7

Reino Unido se saldrá de la Unión Europea, el bloque comercial más rico del planeta. Estados Unidos está enzarzado en una guerra comercial con China, se retiró de la Alianza Transpacífico —un bloque de 12 potencias económicas— y quiere renegociar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte. Estados Unidos también se retiró del acuerdo de París para combatir el cambio climático.

Es obvio que Macron creía que hablaba en nombre de muchos de los presentes cuando dijo: "Si falta valor en la defensa de los principios fundamentales, el orden mundial se vuelve frágil y esto puede llevar, como hemos visto dos veces, a una guerra mundial. Lo vimos con nuestros propios ojos".

Lee: El Elíseo comenzará a vender tazas con la imagen de Emannuel Macron

Claro que para un presidente de Francia con índices de aprobación del 28%, según una encuesta que llevó a cabo OpinionWay en septiembre, casi nunca será impopular atacar a les anglo-saxons.

Sin importar qué tanto recurran los políticos franceses a les rosbifs o a les yanquees como chivos expiatorios, el llamado de Macron al internacionalismo, su pasión elegante en el podio y el llamado general a la prudencia seguramente resonaron más allá del recinto.

Aquí está, después de todo, el líder de la única democracia restante entre los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad que al parecer sigue creyendo que vale la pena preservar un mundo organizado según las estructuras imperfectas y las reglas de la diplomacia multilateral.

Lee: Líderes mundiales trabajan para poner en marcha el Acuerdo de París

Vincular económicamente a Europa dentro de la Unión Europea y a gran parte del mundo a convenciones internacionales no significa que el "globalismo" haya evitado todos los conflictos… pero podría haber sido mucho peor.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad