Publicidad
Suscríbete

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

¿Una nueva guerra mundial comercial donde el dinero no conoce ideologías?

Requerimos mejorar la calidad del crudo aportando una mayor cantidad de crudo ligero bajo en azufre para aumentar el valor de la mezcla mexicana, opina Ramses Pech.
dom 09 febrero 2020 06:59 AM
producción petrolera - petróleo - energía
Las plantas de Urea I y II de Pro-agroindustria se encuentran listas para operar desde inicios de 2018, pero no se concluyeron las pruebas debido a la falta de CO2.

(Expansión) – En el mundo quedó demostrado: China tiene dinero para hacer frente a problemas de salud y energía. La OPEP no controla la economía mundial con el petróleo. Estados Unidos inteligentemente ha alineado sus expectativas donde China tiene dinero y necesidad; aseguro control económico y energético al circular dinero.

El precio del barril ha sufrido una contracción en el precio diario por la contingencia de salud a nivel mundial, dando a pie la vulnerabilidad que puede tener un país hoy al no estar preparado económicamente con el suficiente dinero para hacer frente a problemas de salud y energía. En un momento dado tendrá que deber favores a otros para poder salir de la eventualidad en su presente para el futuro.

Publicidad

Para el problema del coronavirus, los chinos han encontrado un remedio de poder ser controlado en menos tiempo de lo estimado y ello lleva a que cualquier país que quiera una alianza con China querrá conseguirlo bajo condiciones que demuestren que tiene para intercambiar algo.

Estados Unidos ha demostrado hasta el momento que es el único que puede tener una relación bilateral de negociaciones comerciales que involucren dinero, energía y tecnología. La apuesta realizada por este país al poner aranceles a productos de China han dado la razón de no dejarse amedrentar por el dinero; si tiene algo que le interesa lo comprará. Por ejemplo, el acuerdo firmado uno días antes del brote de coronavirus, el pasado 15 de enero, en el cual Estados Unidos y China pactaron aumentar las importaciones de energía. Por parte del país asiático, alrededor de 52.4 mil millones de dólares en los próximos dos años e incluirá gas natural licuado, petróleo crudo, productos refinados y carbón.

Ahora la OPEP está preocupada porque habían considerado cortar para 2020 alrededor de 500,000 barriles por día, pero a diferentes escenarios prevén la necesidad de mayores recortes de producción. Una proyección, si el brote de virus es severo y dura unos seis meses, es que el mercado tendría un sobreproducción de 1 millón de barriles por día en el segundo trimestre y como consecuencia la organización tiene que actuar para poder mantener el precio de barril por arriba de los 60 dólares, si no afectarían la entrada de dinero a los países miembros.

Otro ejemplo; Nigeria colocó en su presupuesto 2020 un precio de 57 dólares por barril; Arabia Saudita de 55; Irán 50 y Rusia 50, entre otros. Cada dólar que deja de entrar compromete el ingreso. Quien haya comprado un seguro de cobertura ayudará en un tiempo y volumen determinado. En Estados Unidos, con 40 dólares el costo de barril, la actividad en Shale podrá continuar.

Arabia Saudita, el líder de facto de la OPEP, está presionando para que el cartel y sus aliados productores de petróleo hagan un recorte profundo de la producción a corto plazo, ya que busca frenar la caída del precio del petróleo provocada por el virus. Pero el embajador chino advirtió a la salida de la reunión de la OPEP a donde fue invitado, a que los delegados no sobreestimen el impacto de la crisis. "No hay necesidad de pánico". El Sr. Wang informó a los funcionarios sobre los esfuerzos de Beijing para combatir la propagación del virus, como cerrar ciudades, limitar los movimientos nacionales y extender las vacaciones.

Publicidad

La declaración dada por parte del representante es clara: nosotros tenemos el dinero y ahora ejerceremos el control del problema. Ahora les pregunto a ustedes, ¿que harían si el brote fuera en su país? Colapsaría su economía en corto tiempo y para recuperarse tardarían años. Nosotros no.

México debe ver este mensaje como algo claro, único e irrepetible; basar el control de una economía por medio del presupuesto anual no dará un crecimiento económico sustentable y al no tener flujo de efectivo adicional que incremente el dinero disponible ante cualquier contingencia daría como resultado un colapso financiero que tardaríamos años en recuperarnos.

El precio del barril el pasado 4 de febrero cerró a 44.21 dólares por barril, casi 5 dólares por debajo de la ley de ingresos. ¿Cuánto tiempo daría a un precio de 48 dólares de acuerdo al seguro de cobertura contratado? Requerimos mejorar la calidad del crudo aportando una mayor cantidad de crudo ligero bajo en azufre para aumentar el valor de la mezcla mexicana. Ahora el dilema es, ¿conviene refinar donde sale una cantidad de productos comercialmente no viables como combustóleo y perder valor o exportar aumentando la producción nacional?

México tiene un problema hoy y requiere una ley que dé continuidad a los planes energéticos que no cambien en forma sexenal ante los cambios geopolíticos que actualmente dictaminan las nueva variables que tendrán lugar ante las nuevas enfermedades, la contaminación, el control climático y la transición a energías con materia prima de larga duración y de bajo costo.

Una nueva guerra mundial comercial donde hoy por hoy del dinero no conoce ideologías.

Nota del editor: Ramses Pech es analista de la industria de energía y economía. Es socio de Caraiva y Asociados-León & Pech Architects. Síguelo en Twitter como @economiaoil . Las opiniones en esta columna pertenecen exclusivamente al autor.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Publicidad
Coronavirus_header desktop Home Expansión
¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad