Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

México y el problema del capitalismo de cuates

Para que México pueda realmente tener una transformación se necesita menos gobierno, una buena regulación y más competencia, considera Jorge Sánchez Tello.
mié 17 agosto 2022 06:10 AM
México y el capitalismo de cuates
El capitalismo de cuates daña la economía porque envía un mensaje a la población de que la riqueza solo está disponible para quienes tienen conexiones con el gobierno, no para los más calificados para desarrollar proyectos, señala Jorge Sánchez Tello.

(Expansión) - Las grandes empresas desempeñan un papel importante en la capacidad de los gobiernos para implementar sus agendas en diversas áreas de la política pública. Sin embargo, cuando el poder económico se ha concentrado durante mucho tiempo en manos de un reducido número, lo que no favorece la consolidación del país y hay menos competencia lo que perjudica a los consumidores.

Para que México pueda realmente tener una transformación se necesita menos gobierno, una buena regulación y más competencia.

Publicidad

El capitalismo de cuates es un concepto utilizado para describir a grupos empresariales privilegiados coludidos con el gobierno para que los primeros se impongan y ocupen parte del mercado o estén exentos de ciertas leyes. Bajo estas prácticas, el éxito de algunas empresas privadas se debe a las preferencias o privilegios que les otorga el gobierno sobre otras. Estos son más comunes en economías con un Estado de Derecho débil, ya que a menudo las instituciones débiles y las lagunas legales impulsan a las empresas a aplicarlos.

El capitalismo de cuates daña la economía porque envía un mensaje a la población de que la riqueza solo está disponible para quienes tienen conexiones con el gobierno, no para los más calificados para desarrollar proyectos. En ese sentido, agrego, esto debilitaría y afectaría la economía de mercado, la democracia y daría paso al populismo dentro de la sociedad.

Cada economía emergente tiene desequilibrios y siempre hay áreas de la economía donde los ingresos crecen más rápido. Esto conduce a la desigualdad en la riqueza de la población, pero una cosa es el típico desequilibrio en el proceso de cambio -naturalmente incluso deseable- y otra es el desequilibrio creado por la corrupción y el orden entre los socios.

Sin embargo, la economía de cuates ocurre en todos los niveles. A nivel local, los empresarios son amigos o cuates del gobernador o alcalde, haciendo negocios en desarrollo urbano, franquicias de transporte público, construcción de obras públicas y compras gubernamentales.

En el nivel más oscuro también están los empresarios que lucran con negocios ilegales, como el narcotráfico o las operaciones penitenciarias. En algunos Estados, estos "hombres de negocios" nombran y destituyen a los gobernadores. Son los detentadores del poder político y todo el mundo lo sabe.

Como ciudadano, no tengo ninguna duda de que algunos de los objetivos sociales de los gobiernos son reales. Sin embargo, sus políticas hacia los negocios hasta ahora sugieren que probablemente seguirá replicando el modelo de capitalismo de cuates que, por definición, destruiría y debilitaría aún más a las instituciones formales del país.

 

Llama la atención que en México han existido varias alternancias de poder, cambios de partidos políticos, pero el capitalismo de cuates sigue vigente. México a diferencia de otros países desarrollados no ha invertido en la innovación ni se ha fomentado la creación de nuevas empresas que no estén ligadas al gobierno en turno o a concesiones o licencias que otorgue el gobierno. Realmente el éxito emprendedor que comience desde cero en México es prácticamente inexistente.

México no saltará al nivel de libertad económica de Canadá, o Suecia, o Dinamarca. El capitalismo de cuates está incrustado en el sistema. Pero ojalá en un futuro pueda empezar a transitar hacia un camino lejos tanto del capitalismo de compadres como del socialismo.

Nota del editor: Jorge Sánchez Tello es Director Investigación Aplicada de la Fundación de Estudios Financieros-FUNDEF A.C. “Think Tank” Independiente con sede en el ITAM, sobre el Sistema Financiero. Síguelo en LinkedIn y en Twitter. Las opiniones de este artículo son responsabilidad única del autor.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

 
Publicidad
Publicidad