Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

¿Por qué algunos aviones tocan pista, pero no aterrizan?

En los viejos tiempos de las aerolíneas se pensaba que las idas al aire eran una falla de las habilidades del piloto.

(CNN) — La escena: un aeropuerto cualquiera en un día cualquiera.

Es el fin de un largo vuelo. El Boeing 777 se aproxima a un aeropuerto conocido por los fuertes vientos cruzados en días tormentosos como este. Al acercarse a la pista el avión planea un poco y luego toca la pista con una ligera sacudida; sin embargo, en vez de oír el rugido de las reversas y de sentir que los frenos poderosos detienen poco a poco el avión. Los pasajeros sienten cómo se pegan a sus asientos mientras los enormes y poderosos turborreactores aceleran hasta alcanzar el empuje de despegue.

Como la mayoría del combustible se usó durante el largo vuelo, la aeronave -ahora más ligera- se inclina hacia arriba y sale disparada hacia los cielos, alejándose rápidamente de la pista. El tren de aterrizaje se pliega y quienes van sentados junto a las ventanillas ven que los alerones empiezan a retraerse.

Lee: Virgin Galactic logra su despegue y se acerca al turismo espacial

Los pasajeros se miran mientras el capitán hace un anuncio: "Bien, amigos, los vientos estaban un poco caprichosos al hacer el toque, así que decidimos volver a elevarnos. Haremos otra aproximación y los dejaremos a salvo en tierra en unos diez minutos".

¿Qué pasó en esos últimos segundos del vuelo?

Publicidad

La tripulación técnica llevó a cabo una "ida al aire", una de las muchas maniobras que los pilotos practican y que están listos para usar en un aterrizaje.

Lee: Este es el nuevo jet que ya no tiene asientos incómodos

En el video de arriba se muestra un intento de aterrizaje en el Aeropuerto de Newcastle, Inglaterra, en noviembre de 2018; aunque parezca dramático, los procedimientos involucrados son de rutina.

Fácil y seguro

Una ida al aire es justamente lo que su nombre indica: el avión cobra altitud y regresa para intentar otra aproximación a la pista.

"Un aterrizaje frustrado es una maniobra segura; es lo que hay que hacer cuando se considera adecuado", explicó Dann Runik, director ejecutivo de Programas Avanzados de FlightSafety International.

Lee: Esta aerolínea ya no quiere a tus gatitos y perritos

FlightSafety ha impartido programas completos de adiestramiento de vuelo desde 1951 y opera una red mundial de centros de enseñanza y simuladores de vuelo. Runik, que actualmente es capitán de Boeing 777, tiene más de 24 mil horas de experiencia. Está calificado para volar muchas aeronaves diferentes y pasó dos décadas como capitán del Boeing 747, "la reina de los cielos".

Runik explicó a CNN Travel que aunque haya variaciones en las pautas del fabricante de las aeronaves, los pilotos "están en total libertad de abortar el aterrizaje e irse al aire hasta que activen las reversas. A partir de ese punto, la teoría es que es mejor y más seguro seguir el rodaje hasta el alto total. Las reversas redirigen el empuje del motor hacia adelante para crear un efecto de frenado. Junto con los frenos poderosos, detienen a un avión después del aterrizaje".

Por qué sucede

En cualquier momento de la aproximación al aeropuerto, la tripulación técnica puede decidir volver a tomar altura y no proceder con el aterrizaje. Esto puede deberse a que el clima o los vientos son inaceptables con base en los procedimientos de la aerolínea o las limitaciones de la aeronave; que los pilotos hayan descubierto algún problema mecánico y decidan resolverlo en el aire o que la tripulación haya reconocido que la aproximación no es estable: que el avión no está en una velocidad o altitud específica en la configuración del aterrizaje, factor importante para el éxito del aterrizaje.

Lee: La guía definitiva para conseguir millas gratis en tu aerolínea favorita

Los controladores de tráfico aéreo también pueden indicarle a la tripulación que se vayan al aire. Esto puede deberse a que las aeronaves en aproximación van muy cerca unas de otras o que los controladores de la torre hayan visto algo en la pista que podría causar problemas en el aterrizaje. Puede ser que un avión que acaba de llegar no haya salido de la pista, que haya un vehículo haciendo una inspección o que una quitanieves esté trabajando. Podría haber basura que un motor podría chupar y causar daños, o podría haber animales en la pista: se han dado casos de aterrizajes frustrados por aves, ciervos, perros e incluso tortugas apareándose.

"En el adiestramiento probablemente hacemos tantas idas al aire como aterrizajes; de hecho, hacemos más idas al aire que aterrizajes. Es una maniobra para la que se entrena muchísimo y somos muy buenos para hacerla", dijo Runik.

Prácticamente toda la capacitación para volar una aeronave comercial se lleva a cabo en simuladores de vuelo avanzados que cuentan con cabinas que emulan exactamente los aviones de la aerolínea. Además de las pantallas increíblemente detalladas, los simuladores reproducen los movimientos, las reacciones y los sonidos de las aeronaves con un realismo increíble.

Un final feliz

En los viejos tiempos de las aerolíneas, se pensaba que las idas al aire eran una falla de las habilidades del piloto, tal vez por la mala planificación o la mala gestión de la energía del avión.

Lee: 6 tragedias aéreas con políticos mexicanos de alto nivel

"Ahora, lo que hemos tratado de dejar en claro es que la ida al aire es una maniobra tan normal como aterrizar, siempre tienes que estar preparado y planear en consecuencia".

Runik explicó que en cada aproximación, repasa el procedimiento de ida al aire con su tripulación para estar listos para volver a elevarse.

"El aterrizaje es una coincidencia feliz. Es un buen final feliz", ríe.

Lee: Esta empresa quiere que los aviones eléctricos lleguen al cielo en 2030

Runik les asegura a los pasajeros que pudieran sentirse preocupados cuando el avión vuelve a cobrar altitud en una ida al aire que los pilotos están usando sus habilidades y su criterio para mantener a salvo a todos.

"Si sienten que la nariz sube y que los motores aceleran, deberían sentirse aliviados de tener a un piloto conservador con la preciada carga del avión: tú".

Howard Slutsken colabora regularmente con revistas y blogs de aviación. Vive en Vancouver, Canadá.

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad