Publicidad
Suscríbete

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

La Bolsa mexicana toca un máximo de dos meses por vacuna rusa contra el COVID

Las Bolsas en Europa y México subieron ante la posibilidad de estímulos en EU y por las noticias de que Rusia aprobó una vacuna contra el COVID, lo que llevó al oro a su peor día desde 2013.
mar 11 agosto 2020 04:49 PM
XPA_WEB_BANCO_BMV_1_JZ.jpg
La idea de tener una vacuna anima a los inversionistas.

La Bolsa de México y las de Europa alcanzaron su máximo de varias semanas, impulsadas por la expectativa en que se apruebe pronto un nuevo paquete de estímulos económicos en Estados Unidos y por las noticias de que en Rusia ya se aprobó una vacuna contra el COVID-19.

Publicidad

La Bolsa mexicana ganó por quinto día al hilo y con ello alcanzó su mejor nivel en dos meses, impulsada por la expectativa de estímulos económicos en Estados Unidos y por la creación en Rusia de una vacuna contra COVID-19, lo que también benefició al peso.

Rusia presenta Sputnik V, la primera vacuna contrael COVID-19

El referencial índice S&P/BMV IPC, integrado por las acciones de las 35 firmas más líquidas del mercado, subió a 1.08% a 38,703.59 puntos, su mejor nivel en dos meses.

A pesar del ánimo alcista de la sesión, las acciones de la minera Industrias Peñoles cayeron un 7.33%, arrastrada, por un descenso de más de un 13% en el precio de la plata y de5% en el oro.

La moneda cerró en 22.3370 por dólar, con un avance del 0.64% frente a las 22.4820 unidades del precio de cierre de Banxico del lunes.

Analistas dijeron que los activos mexicanos, junto a los de otros países emergentes, se desligaron de sus pares en Wall Street después de media jornada debido a que en Estados Unidos los inversionistas realizaron una toma de utilidades.

Wall Street cerró con una baja, con lo que el S&P 500 y el Dow Jones rompieron una racha de ganancias de siete días tras una caída al final de la sesión.

Ambos índices habían subido durante gran parte de la sesión, en la que el S&P 500 se acercó a su máximo histórico de cierre de febrero, antes del inicio de la crisis del coronavirus en Estados Unidos.

Publicidad

El oro tiene su peor día desde 2013

El oro cayó más de un 5%, su peor descenso diario en siete años, ya que un retorno del apetito por el riesgo luego de datos económicos alentadores y las esperanzas de un nuevo paquete de alivio por el coronavirus impulsaron al índice S&P 500 de Wall Street a niveles casi récord.

Otros metales preciosos también bajaron con fuerza. La plata se desplomó hasta un 13.8%, su mayor caída diaria desde octubre de 2008, y más tarde perdía 13.4% a 25.24 dólares onza. El platino bajó un 4.7% a 940.08 dólares y el paladio perdió un 4.7% a 2,116 dólares la onza.

"Esto se siente como un mini 'crash'. No pudimos contrarrestar las noticias de la mañana sobre una posible vacuna rusa y simplemente el optimismo fluyó hacia las acciones", dijo Edward Moya, analista de mercado senior de la corredora OANDA.

El oro al contado cayó más de 5% a 1,912 dólares la onza, retrocediendo bruscamente desde el máximo histórico del viernes de 2,072.50 dólares. Fue su peor día desde junio de 2013. Los futuros del oro estadounidense, en tanto, cayeron un 4.6% a 1,946.30 dólares.

En otras materias primas, los precios del petróleo cayeron alrededor de un 1%. El referencial Brent perdió 49 centavos, o un 1.09%, a 44.50 dólares el barril. El crudo estadounidense West Texas Intermediate, en tanto, cayó 33 centavos, o un 0.79%, a 41.61 dólares.

Publicidad

Las acciones europeas cierran cerca de máximos de tres semanas

Las acciones europeas cerraron cerca de máximos de tres semanas, ya que las apuestas sobre los estímulos estadounidenses y los datos alentadores de China y Alemania impulsaron los sectores cíclicos vinculados al crecimiento, como viajes y ocio, banca y automóviles.

El índice paneuropeo STOXX 600 terminó la sesión con un avance de 1.7%, mientras los inversores esperan más estímulos fiscales en Estados Unidos.

Los fabricantes de automóviles subieron un 4.4% en Europa después de que datos mostraron que las ventas de vehículos en China subieron un 16.4% en julio, su cuarta ganancia mensual consecutiva, a medida que el mercado automotor más grande del mundo se recupera del desplome provocado por las medidas restrictivas por el coronavirus.

Otros sectores muy afectados, como viajes y ocio, petróleo y gas y bancos ganaron entre 3.7% y 4.5%.

Estímulos fiscales y monetarios sin precedentes, las esperanzas en torno a una vacuna para el COVID-19 y el relativo éxito de Europa para limitar la propagación del coronavirus ha ayudado al STOXX 600 a subir un 38% desde sus mínimos de marzo, pero el índice se mantiene aproximadamente un 15% por debajo de sus máximos históricos.

"Ha habido un aumento aceptable del crecimiento económico y las ganancias de algunos sectores cíclicos han sido mejores de lo esperado", dijo Paul Danis, director de estrategia global de la administradora de fondos Brewin Dolphin.

Una encuesta del instituto ZEW mostró que la confianza de los inversores en Alemania aumentó más de lo esperado en agosto, lo que refleja la esperanza de que la mayor economía de Europa va en camino de una recuperación.

El optimismo mundial ayudó a los inversores a mirar más allá de los datos que mostraron que el número de personas que trabajan en Gran Bretaña sufrió su mayor caída desde 2009 en el trimestre que finalizó en junio.

Con información de Reuters.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad