Publicidad
Suscríbete

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

El efectivo también trae problemas…

Desde el punto de vista financiero, tener una gran cantidad de efectivo disponible puede considerarse ineficiente, o caro, apunta Iván Barona.
vie 19 junio 2020 06:32 AM

(Expansión) – En el mundo de los negocios, o las finanzas, la frase “el efectivo es el Rey” o “Cash is King” es una de las máximas más seguidas. Una de las formas más utilizadas para poder valuar un proyecto o negocio, considera como una de las mayores cualidades la capacidad de generar efectivo.

El sentido de seguridad que brinda el tener una posición de efectivo disponible para afrontar eventualidades no tiene comparación, y más cuando la eventualidad era poco predecible y del tamaño de la actual.

Publicidad

Cabe señalar que, desde el punto de vista financiero, tener una gran cantidad de efectivo disponible puede considerarse ineficiente, o caro.

¿A qué me refiero con caro? Uno de los objetivos de una empresa es organizar y reunir talento y recursos bajo la dirección y misión de un equipo competente, para maximizar el valor a los accionistas y los stakeholders (capital humano, proveedores, socios comerciales, acreedores, entre otros.)

Una acumulación considerable de efectivo puede interpretarse como que la dirección no está encontrando un destino para esos fondos que puedan generar el efecto multiplicativo que tiene su empresa como objetivo. En otras palabras, ¿por qué dejar una fuerte cantidad de efectivo ocioso en vez de invertir en crecimiento, investigación y desarrollo, otros proyectos? Incluso, muchas empresas en una etapa madura consideran que lo diligente es regresar estos excedentes a los accionistas en forma de dividendos.

Entonces, ¿por qué alguien preferiría acumular este efectivo? Porque no hay dinero más caro que el que no se puede obtener.

Ante las primeras señales de alarma se vieron reacciones en el mundo corporativo, donde preservar el efectivo y garantizar la continuidad del negocio, pasada la crisis, se volvió una prioridad.

Las fuentes inmediatas de efectivo que podemos ver en el balance general de las compañías, después del mismo, son las cuentas por cobrar y los inventarios. En cuanto a las primeras, hay que tener en cuenta que lo que figura como una cuenta por cobrar en mi balance es la cuenta por pagar de alguien más. Y en este escenario negociar mayor plazo fue una de las estrategias fundamentales para todos, complicando la ejecución de la cobranza inmediata.

Por otro lado, hacer líquido el inventario depende de la naturaleza del negocio, así como la capacidad de mantener las operaciones en funcionamiento y que exista demanda por dichos productos.

¿Perdiste tu empleo? Aplica estos primeros auxilios para tu economía

Publicidad

Una tercera opción, que se podría considerar artificial, era obtener efectivo por medio de financiamiento. La disposición de líneas de crédito también pudo ser considerada una opción, para garantizar sortear estos escenarios deprimidos. En este escenario, tener esta reserva de efectivo de seguridad tiene un costo explícito, determinado por la tasa a la que las empresas pueden acceder al financiamiento.

Actualmente, sea por operación o estrategia, existen empresas que cuentan con posiciones de efectivo, y garantizar la disponibilidad y seguridad de este es de vital importancia. Esto sin dejar de lado buscar un retorno sobre dichos montos. Cabe destacar el imperante escenario de tasas a la baja, como referencia la TIIE a 28 días hace un año rondaba 8.51%, cerró 2019 en niveles de 7.55 y hoy se encuentra en 5.66%.

OPINIÓN: ¿Hay que preocuparse por la inflación?

Por esto vale la pena que las tesorerías de las empresas analicen las opciones que existen para optar por las que más se adecuan a su situación. ¿Favorecerán liquidez sobre tasa, tienen un calendario cómodo para favorecer un poco de plazo, optarán por limpiar las líneas de crédito previamente dispuestas?

Nota del editor: Iván Barona estudió Administración y Finanzas en la Universidad Panamericana. A lo largo de 15 años en GBM se desempeñó como analista, Estratega México, Director de GBMhomebroker y Business Intelligence. Es profesor por asignatura en la Universidad Panamericana, en CENTRO, y Lead Mentor en Collective Academy. Socio Fundador de Left Right Kapital. Actualmente se desempeña como Director de Finanzas de Tiendas Bama. Síguelo en Twitter y en LinkedIn . Las opiniones publicadas en esta columna pertenecen exclusivamente al autor.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Publicidad
Coronavirus_header desktop Home Expansión
¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad
Publicidad