Publicidad
Suscríbete

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

¿Por qué el 'vapeo' es tan peligroso para los adolescentes?

Expertos dicen que los menores se ven afectados por la combinación de elementos en los cigarrillos electrónicos.
lun 28 enero 2019 01:30 PM
vapeo
Para inhibir el consumo entre la gente joven, Estados Unidos planea prohibir la venta de cigarrillos electrónicos saborizados

(CNN) - Buena parte de lo que sabemos sobre la adicción a la nicotina en los adolescentes, lo sabemos por los cigarrillos. Pero los expertos advierten que la tecnología y la química del “vapeo” pueden representar una amenaza completamente diferente.

"Resulta que el uso del cigarrillo electrónico por parte de los niños no es lo mismo en absoluto. La manera en que se administra la nicotina y cuánto se administra... cualquier cambio importa", expuso la doctora Sharon Levy, directora del programa de adicción y uso de sustancias en adolescentes en el Boston Children's Hospital.

Levy dijo que en su programa ha visto niños adictos al "vapeo" que muestran síntomas psiquiátricos raramente vistos con los cigarrillos tradicionales o entre adultos. Algunos tienen ansiedad y no pueden concentrarse, por ejemplo.

Lee: ¿Qué hacer cuando te enteras de que tu hijo 'vapea'?

Mientras tanto, el "vapeo" se ha vuelto tan omnipresente en las escuelas que la Administración Estadounidense de Medicamentos y Alimentos (FDA) busca atajar los niveles de "epidemia" de uso entre los menores.

El viernes 18 de enero la agencia sostuvo una audiencia pública para hablar sobre el papel de los medicamentos para que los niños dejen el "vapeo". Actualmente no hay productos para abandonar el hábito aprobados por la FDA para usuarios menores de 18 años.

Publicidad

A pesar de la inicial propaganda de que los cigarrillos electrónicos pueden ofrecer una alternativa menos dañina para los fumadores adultos, los expertos dicen que los menores se ven fuertemente afectados por una combinación de elementos: la forma en que el "vapeo" suministra la nicotina, las conexiones de los cerebros infantiles y el atractivo único de estos aparatos para los niños.

Lee: El cigarro electrónico desplaza el uso de drogas en adolescentes de EU

Sus efectos a largo plazo para la salud aún no están claros. "Dejamos suelto este Frankenstein sin saber qué iba a pasar", lamenta Levy.

Un ‘problema predecible’

Los expertos dicen que una cápsula de Juul, un cartucho de líquido rico en nicotina que los usuarios colocan en la marca dominante de cigarrillos electrónicos, contiene la misma cantidad de nicotina que un paquete de cigarrillos.

"Eso puede ser cierto, pero esa no es la única consideración aquí", dijo Levy y agregó que aún no está claro "qué tan altos son esos picos y qué tan rápido llegan al torrente sanguíneo y al cerebro".

Lee: El negocio 'ilegal' de los vapeadores que ya triunfa en México

Comentó que no es raro que los niños informen síntomas que "se parecen mucho a la toxicidad de la nicotina", incluidos dolores de cabeza y dolores de estómago. Ella sospecha que estos dispositivos hacen que los niveles de nicotina en la sangre alcancen un pico más alto que con los cigarrillos tradicionales, pero los expertos dicen que se necesita más investigación para comprender mejor el efecto del vapeo en el cuerpo y el cerebro.

"Estas nuevas generaciones de cigarrillos electrónicos, como Juul en realidad suministran una dosis muy alta de nicotina, probablemente incluso más alta que los cigarrillos de tabaco", dijo Maciej Goniewicz, profesor asociado de Oncología y Farmacología en el Roswell Park Comprehensive Cancer Center, quien se especializa en toxicología.

En un estudio realizado el año pasado, Goniewicz encontró niveles más altos de cotinina (un producto de la degradación de la nicotina) en la orina de los "vapeadores" adolescentes que la que informaban investigaciones anteriores entre fumadores adolescentes.

Lee: ¿Es el principio del fin del cigarro de papel?

Según Goniewicz, los fabricantes de los cartuchos de "vapeo" pueden introducir más nicotina en sus productos al crear "sales de nicotina", que pueden enmascarar el sabor desagradable de la nicotina y hacer que el organismo absorba más rápidamente la droga.

La sal se crea combinando la nicotina, una base en su forma natural, con un ácido orgánico, detalló. A los expertos les preocupa que la inhalación de estos y otros ingredientes adicionales pueda causar otros problemas de salud en el futuro, pero los cigarrillos electrónicos son demasiado recientes como para saberlo.

Más allá de la química de la nicotina en sí, las compañías de cigarrillos electrónicos han sido atacadas por agregar sabores agradables, a menudo dulces, que se sabe atraen a los más jóvenes. Y la ausencia de la aspereza de inhalar cigarrillos combustibles puede permitir a los "vapeadores" bocanadas más profundas o más frecuentes, agregó Levy.

Lee: Los fumadores son siete veces más propensos a consumir marihuana cotidianamente

El comisionado de la FDA Scott Gottlieb propuso en noviembre reforzar las políticas de la agencia contra los productos con saborizante para cigarrillos electrónicos. Estas propuestas podrían, en última instancia, hacer que se retiren de los estantes y sitios web accesibles a los menores. Pero los cambios propuestos no incluyen los sabores de menta, mentol y tabaco. Gottlieb dijo que quería dejar la puerta abierta a los adultos que pudieran usar estos productos para dejar de fumar, "pero no puede ser a expensas de que una generación de niños se haga adicta a la nicotina", dijo anteriormente a CNN.

Juul, la empresa líder en cigarrillos electrónicos que concentra aproximadamente el 75% del mercado en Estados Unidos, también ha afirmado que los sabores son una herramienta útil para ayudar a los fumadores adultos a dejar de fumar cigarrillos combustibles.

Ashley Gould, directora administrativa de Juul Labs, le dijo a CNN el año pasado: "Estamos completamente sorprendidos por el uso del producto por parte de los jóvenes". La compañía ha sostenido que su producto está destinado a convertir a exfumadores adultos en lo que Juul describe como una alternativa menos dañina, y dice que está tomando medidas para limitar el uso de cigarrillos electrónicos entre los adolescentes.

Lee: ¿Sabes todo lo que inhalas con un cigarrillo electrónico?

Pero Levy describe la popularidad del "vapeo" entre los adolescentes como un "problema totalmente predecible".

Además del daño a la salud, fumar afecta la piel y produce arrugas

Cerebros vulnerables

Levy dijo que el impacto del vapeo en los adolescentes está cambiando la forma en que las personas piensan acerca de los productos con nicotina.

Fumar era visto en gran parte como un "problema médico" que podía provocar cáncer y otras enfermedades físicas, dijo. Ahora, el "vapeo" se ve cada vez más como un problema psiquiátrico debido a las preocupaciones de que la nicotina está desarrollando conductas adictivas entre los niños e interfiriendo con el desarrollo de su cerebro.

Lee: Juul, el cigarro electrónico que transforma la industria en Estados Unidos

“Existe la preocupación de que el cerebro adolescente sea más vulnerable a los efectos adictivos de la nicotina", apuntó en esa línea Adam Leventhal, director del Laboratorio de Salud, Emoción y Adicciones de la Universidad del Sur de California.

"Los circuitos que subyacen al placer y la búsqueda de experiencias novedosas y agradables se desarrollan mucho más rápido que los circuitos que promueven la toma de decisiones, el control de los impulsos y el pensamiento racional", dijo Leventhal.

Sabemos por los consumidores de cigarrillos que los que prueban productos de nicotina temprano en la vida tienen más probabilidades de desarrollar dependencia a la droga, añadió Leventhal. Esto también puede afectar los circuitos cerebrales que subyacen a la atención y las habilidades cognitivas.

Lee: Marlboro apuesta 2,400 mdd en el negocio de la marihuana

Lo que hace que los niños sean excepcionalmente vulnerables al "vapeo" no es meramente biológico, también es psicosocial, arguye Leventhal. Esto puede darse a través de la presión de los compañeros, lo que puede aumentar la probabilidad de comportamientos adictivos, dijo.

En general, los cambios culturales y de políticas que impiden que muchos niños se aficionen a los cigarrillos, incluida la regulación de la FDA y una "larga historia de programas de prevención", simplemente no han avanzado a la par que el "vapeo", agregó Leventhal.

Los niños y adultos también "vapean" por diferentes razones, expresó Goniewicz. Los adultos suelen ser exfumadores que pueden manejar una alta dosis de nicotina y desean evitar los síntomas de abstinencia, como la incapacidad para dormir o concentrarse en el trabajo. "Realmente no necesitan la nicotina para sentirse bien. Necesitan la nicotina para no sentirse mal, porque ya son adictos".

Lee: El tabaco le cuesta cada año unos 2,000 mdd a la economía mundial

Pero para los niños, los cigarrillos electrónicos pueden ser la primera experiencia con la nicotina. "La nicotina golpea el cerebro", dijo, impactando moléculas que afectan el estado de ánimo y otras sensaciones. Y no están acostumbrados a eso, dijo.

"La nicotina es un potente químico que cambia nuestro cerebro".

Es difícil hacer que lo dejen

Levy dijo que "casi todos" los adolescentes en su programa tienen cierta experiencia con los cigarrillos electrónicos, pero "lo nuevo es que ahora estamos viendo pacientes en el programa de uso de sustancias cuya única sustancia es la nicotina".

Lee: Esto pagan de impuestos los mexicanos por sus ‘gustitos’

A los expertos en salud les preocupa que engancharse a la nicotina en una edad temprana pueda ser una puerta de entrada al consumo de cigarrillos convencionales y otras drogas, y hay pocos recursos probados para la población adolescente.

"Los niños luchan contra esto, y simplemente no hay muchos recursos para ellos", dijo Levy, y agregó que muchos programas de adicción pueden no estar capacitados para lidiar con algunos de los niños más jóvenes con adicción a la nicotina. Sería mucho mejor que los médicos de atención primaria estuvieran preparados para trabajar con los niños en sus propias comunidades, apuntó.

Algunos padres han recurrido al uso de chicles de nicotina y otras herramientas para ayudar a sus hijos a abandonar la adicción bajo la supervisión de un médico. Pero en opinión de Levy, hay que ser cuidadosos porque algunos niños pueden usar estos productos como un "puente" entre el "vapeo" y el tabaco.

Lee: Para Philip Morris hay vida más allá del cigarro

Los medicamentos pueden ser importantes en algunos casos avanzados, pero no son suficientes, dijo; los niños también necesitan una "buena y sólida asesoría".

"Necesitamos enseñarles a los niños cómo pueden lidiar con las ansias, cómo pueden identificar situaciones de alto riesgo, cómo pueden lidiar con estar rodeados de personas que usan estas cosas. Porque la realidad es que, en la mayoría de los casos, tratamos a los niños y los regresamos a la escuela, y luego van al baño y todo el mundo está vapeando Juul", dijo Levy.

No obstante, comenta, los niños y sus padres parecen ignorar los peligros potenciales.

"Incluso hoy tengo niños que dicen ‘bueno, pensé que no era malo’ o ‘Sé que es menos malo que el cigarro. Y menos-malo-que-el-cigarro es un listón muy bajo", comentó Levy.

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad
Publicidad