Publicidad
Suscríbete

Síguenos en nuestras redes sociales:

Reingeniería de vida / header desktop Home Expansión
Reingeniería de vida / galería desktop Home Expansión
Publicidad

Nuestras Historias

Este es el momento para hacer resoluciones prolongadas

Para seguir haciendo negocios, se requiere que el planeta sobreviva junto con sus habitantes, dice Jorge A. Wise.
lun 17 febrero 2020 06:29 PM
Empresa medio ambiente
Apoyar a que el mundo sea salvado de nosotros, es una de las primeras resoluciones que podemos hacernos, dice Jorge A. Wise.

(Expansión) - Al inicio de cada año muchas personas hacen resoluciones que buscan cumplir y alcanzar a lo largo de 365 días. Las resoluciones son objetivos que nos proponemos y que generalmente son para mejorar nuestra vida en un periodo específico, aunque algunas veces buscamos que su impacto vaya más allá.

Contemplando esto, nunca he visto a alguien que se haya propuesto resoluciones para una década, ya que tener este tipo de planes tan prolongados es una cualidad personal más bien exótica.

Publicidad
De acuerdo al estándar internacional ISO 8601, el inicio del año 2020 corresponde también al inicio de una nueva década, así que es un excelente momento para hacer nuestras resoluciones personales, sobre todo las prolongadas.

Como ejemplo de esto, encontramos que los medios digitales insisten en que habrán de hacerse las cosas de forma distinta, con un impacto relevante para nosotros y para el planeta que habitamos. Así que, una primera resolución que podemos hacernos es apoyar a que el mundo sea salvado de nosotros mismos. Sin buscar ser apocalíptico, este es un tema que hemos escuchado desde el siglo pasado.

Constantemente comento con mis alumnos que para continuar haciendo negocios necesitamos que el planeta sobreviva junto con sus habitantes. Un ejemplo de ello fue durante la década de 1980, cuando la mayoría de las empresas se orientaron al mercado con la intención de cuidarlo. Ahora esa resolución la tenemos que abordar personal e individualmente.

Otra resolución para la década puede ser la visión de hacia dónde nos dirigimos para llegar al 2030. Personal y profesionalmente hablando puede parecer similar, pero son dos cosas diferentes, ya que las resoluciones dependen en gran medida, de la etapa de la vida en la que nos encontramos.

Una persona en sus veintes y otra en sus cincuentas tendrán necesidades diferentes. En el primer caso, se pensará más en resultados que se verán reflejados al inicio de sus treintas, en plena vida útil profesional, quizás comenzando con una etapa de consolidación o en espera del siguiente reto.

Publicidad

Por otro lado, una persona en sus cincuentas quizás piense en el inicio de su edad adulta mayor, preparándose para el comienzo de la vejez. A los veinte, tradicionalmente se piensa en tener pareja, familia, construcción de patrimonio, reconocimiento individual; mientras que a los cincuenta las necesidades son muy diferentes, quizás se considere más en qué ocuparse al jubilarse, cómo disfrutar a la pareja, a la familia y el patrimonio construido.

Una década es un periodo largo de tiempo, muchas cosas pueden suceder que afecten nuestra persona y que impacten nuestro entorno. A nivel personal, una resolución más general puede ser la de seguir capacitándose

Claro que cada etapa de la vida puede considerar temas diferentes de capacitación, lo que puede ir desde un posgrado hasta el conocimiento de algún tema para generar ingresos económicos (la cocina o pastelería, como ejemplos que están de moda) o de entretenimiento (jardinería o desarrollo personal). Iniciar ahora puede ayudar a tener cierto nivel de expertise en el tema seleccionado al final de la década.

Alguien un poco más paranoico quizás tenga resoluciones hiperbólicas, cómo convertirse en especialista en un tema al que muchos consulten. Otro con menos ansiedad pensará en llegar al final de la década y luego que venga lo que siga.

En el ámbito profesional lo más recomendado es hacer una planeación personal, identificando lo mejor posible los potenciales desafíos que se pueden tener durante esta década, ya que estos pueden ser muchos, así que una persona en sus cincuentas verá el mundo con algo más de entereza que alguien en sus veintes.

Publicidad

En todos los casos el tiempo continúa, como un Chronos por un lado y como un Kairos por el otro. Chronos, refiriéndose al cronometraje cuantitativo y lineal que podemos hacer del tiempo en esta década, moviéndonos siempre. Mientras que Kairos describe un tiempo cualitativo en el que ciertas fuerzas se alinean para alguna acción audaz que tomemos.

Algunas resoluciones serán Kairos y otras Chronos, quizás algunas serán tranquilas sin mayor impacto, mientras que otras serán atrevidas con resultados muy relevantes. Habrá que hacer nuestras resoluciones para la década.

Nota del editor: Jorge A. Wise es Profesor de Tiempo Completo Adscrito al Posgrado en Administración de Negocios de CETYS Universidad, y tiene un Doctorado en Filosofía en Administración de la EGADE Business School. Las opiniones expresadas en esta columna pertenecen exclusivamente al autor.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Coronavirus_header desktop Home Expansión
¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad